Las razones por las que Beto, Coke y Diogo no sirven para el actual Sevilla

Hace un par de semanas, a raíz de un programa de A Balón Parado, surgió el debate –también en las redes sociales– sobre si el Sevilla debía renovar a Beto y si la posición de lateral derecho estaba bien cubierta o no. A ese programa de A Balón Parado fueron invitados tres periodistas, y los tres coincidían en que los laterales derechos del Sevilla no tenían nada que envidiar o eran incluso superiores a los de la gran mayoría de equipos de Primera División, y que, por tanto, no era necesario fichar a ningún lateral derecho.

Pues yo no pienso igual que ellos. Es más, no puedo estar en más desacuerdo. En mi opinión, ni Beto, ni Coke, ni Diogo, sirven para el actual Sevilla, entendiendo que la meta del Sevilla, hoy en día, es aspirar a conseguir títulos y, sobre todo, lograr clasificarse para la Champions League. Por supuesto, si el objetivo siguiera siendo el clasificarse para la Europa League, sí creo que con Beto, Coke y Digo habría más que suficiente.

Seguidamente, paso a analizar, someramente, a estos tres jugadores, para explicar en qué me baso para creer que no tienen sitio en el Sevilla:

Beto.

Se trata de un jugador que en mayo cumplirá 33 años. Por tanto, no estamos hablando de un jugador de futuro. Ya no es un chaval y últimamente se lesiona con bastante asiduidad, con problemas musculares. Ha sido bien sustituído por Sergio Rico, cuando se ha dado la circunstancia. Pero lo más importante es que no es un jugador de primerísimo nivel. Beto no es un guardameta que suela tener actuaciones decisivas y salve puntos, como hacía, a menudo, por ejemplo, Andrés Palop, quien es, probablemente, el mejor portero que he visto con la camiseta del Sevilla.

Curiosamente, muchos recuerdan la actuación de Beto en Turín como una de sus mejores. Y es cierto que en la tanda de penaltis lo hizo muy bien, pero yo no puedo evitar acordarme de un par de fallos que tuvo durante los noventa minutos. En uno de ellos, por no salir de la portería, incomprensiblemente, dejó que le remataran casi en el área pequeña. Milagrosamente, Maxi no aprovechó la oportunidad.

El portero quizás sea la posición más importante en una plantilla. Sobre él y los centrales recae, principalmente, la máxima responsabilidad en defensa. Con un portero y centrales débiles, están garantizados un buen número de goles en contra. Y tener a un portero de calidad te da muchísimos puntos. Por ejemplo, hubiera sido totalmente imposible para el Atlético de Madrid el ganar la liga y llegar a la final de la Champions sin Courtois bajo palos.

Sé que es complicadísimo encontrar un portero como Palop, Courtois o Neuer, pero, al menos, hay que intentarlo. Y lo peor es que, si lo encontramos, probablemente, nos durará poco, puesto que seguro que se irá a algún equipo más pudiente que el Sevilla. Y si no pudiera ser, al menos debemos intentar traer a alguien mejor y más joven que Beto, que pienso que no es tan difícil.

Diogo Figueiras

Se trata de un lateral que, por ahora, deja bastante que desear. No defiende bien y también suele ser bastante fallón en el último pase. Es desesperante cuando llega a la línea de fondo y la embarca en el primer anfiteatro, sobre todo cuando se está en la recta final del partido. Lo mejor que tiene Diogo es su gran resistencia, que le permite subir la banda con facilidad. También es bastante rápido y joven, pues sólo tiene 23 años. Si se esfuerza en mejorar y pule sus defectos, que son bastantes, podría ser un buen jugador, pero aún está lejos de conseguirlo.

Coke

A Coke ya lo conocemos todos. Es capaz de lo mejor y de lo peor, pero más de esto último. Al igual que Diogo, no sabe defender. No marca bien a su par, dejándole muchísimo terreno por delante y, por tanto, muchas facilidades para centrar o desbordar en velocidad. Tiene 27 años, y, la verdad, no creo que vaya a mejorar mucho en el futuro. Ojalá me equivoque.

El año pasado hacía goles, de vez en cuando, y, al menos, equilibraba aciertos con errores. Esta temporada está menos acertado de cara a puerta. Haciendo grupo es único, pero a un lateral derecho titular hay que exigirle mucho más que eso. Como mínimo, que defienda bien.

En definitiva, en mi opinión, tenemos dos laterales derechos que son un coladero en defensa y un portero que tiene ya una edad considerable y que es bastante mejorable, a pesar de que sea internacional por su país. Y esos puntos débiles en defensa no se los puede permitir nunca un equipo que aspire a lo máximo. Y ojalá los tres me dejen en mal lugar y hagan un partidazo mañana en el Camp Nou, pero, desgraciadamente, me parece que no hay más cera que la que arde.

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s