Archivo diario: 24/02/2014

Cuando pirateas fútbol, dañas al Barcelona y al Real Madrid

Ayer me llegó un twit de Raul Lalo (@raulalosfc) que decía esa frase: “Cuando pirateas fútbol, dañas al Barcelona y al Real Madrid”, adjuntando un gráfico que es la vergüenza –o debería serlo– de nuestra competición:

reparto televisivo

Y yo no puedo estar más de acuerdo con Raúl. De hecho, ésa fue una de las razones por la que me borré de Gol Televisión, ya que me daba la sensación de estar colaborando con esta pantomima de liga. Las otras razones fueron la económica –siempre viene bien reducir gastos innecesarios– y el no tener que soportar los comentarios tan absurdos y ridículos de unos comentaristas que además no eran imparciales. Haría bien Gol Televisión en subir un poquito el listón del nivel de los comentaristas. Es un suplicio escucharles. Y lo malo es que si quitas el sonido, lógicamente, no puedes escuchar el sonido ambiente.

Así que lo tuve claro: fuera TV de pago y a piratear fútbol. Que esa es otra: yo no tengo tan claro que si pillo por Internet una señal de una televisión rusa o argentina esté pirateando, pero bueno… La cuestión es que veo fútbol gratis y con una calidad de imagen que supera a la que tenía antes.

El enlace que utilizo es el siguiente: http://www.wiziwig.tv/index.php?part=sports. Sólo hay que instalar el programa Sopcast y conectarse al canal que ofrezca una mejor transferencia de datos. Este sistema va mejor mientras más gente se conecte. Si la conexión es buena –de banda ancha, unos veinte megas de bajada–, la imagen es perfecta y en alta definición. Sin embargo, si la conexión no es buena o hay poca gente conectada, se pueden producir tirones o paralizar la imagen. En general, la mayoría de las veces se ve bastante bien, con la ventaja de que no tienes que escuchar las estupideces de los comentaristas, ya que suelen hablar un perfecto ruso.

Un pequeño inconveniente es que la conexión al partido la hacen en el último momento, a veces segundos antes de empezar el partido.

Por supuesto, si un año de estos sonara la flauta y se consiguiera conformar una liga justa, con un reparto más o menos equitativo de los derechos televisivos, yo sería el primero en abonarme a la TV de pago, pero estoy completamente seguro que eso no va a ocurrir en muchos años.

Así que, mientras tanto, pirateemos fútbol. Por el bien del fútbol español.